12. Regreso

Yo, solo, con mi sombra, ensangrentado
en la huida patética del sol;
yo, como otro árbol, junto a este árbol,
erguido entre un recuerdo y un temor.

Mi sombra, mucho más yo que yo mismo,
tal vez soñando en regresar,
se arrastra, larga, atrás, hacia el vivido
día breve de atrás.

Estarán esperándonos, soñándonos
más ricos que nosotros, al partir,
y volveremos con nuestro fracaso,
y tú qué larga, sombra, y sin abril.

Cómo nos mirarán llegar, qué negros
y qué mudos, las vírgenes sin hiel;
el júbilo fallido del regreso
cómo nos ahogará, sombra, también.

Arbusto ensangrentado, hacia el misterio
lanzo mis rama, largas de avidez,
por ver si el huracán de mi lamento
me descuaja para volar tras él.

— Gilberto Owen, Nueva Nao de Amor en Obras, ed. Fondo de cultura económica, México D.F., 1996, pp. 40. (via pppake)

(via germanico-ro)